Sísifo se hace viejo

"El hombre solitario es una bestia o un dios" (Aristóteles).

[243] Abrazos.


abrazos

Un día de estos he de explicar por qué nunca doy abrazos, aunque sea imprescindible para mí recibirlos.

O por qué nunca puedo olvidar la edad que tengo, lo cual es tanto como llevar la cuenta atrás de la hora de mi muerte.

Todo ello tiene una explicación, tanto si es linda como si es fea, una especie de cicatriz en el pecho por heridas de guerra. Mi cicatriz es de esas que dan grima y mucho miedo, purulenta y supurante todavía. Me trae pesadillas a mi cama y no me deja despertar, me aprieta la garganta para impedirme llorar y me golpea el estómago hasta robarme el hambre. He borrado de mi memoria tomos enteros de mi vida para no tener que ver esa maldita cicatriz sobre mi pecho, y como no había más remedio he olvidado también que tengo pecho. Lo que no sé es qué tengo en su lugar.

Quién me hirió descansa en su tumba y su carne añosa ha alimentado miles de gusanos de luz que alumbran hoy el cabecero de mi cama vacía, para estupor de Taxi, de sus pupilas zafireñas que los escrutan y de sus garras nacaradas que los acarician. Una gruesa y ostentosa pulsera romaní de plata, con su nombre grabado, cuelga hoy de mi pulso izquierdo para recordarme que ya no vive, que ya murió y que ya no hay nada que temer. Pero de nada sirve, no es suficiente.

¿No se nota?

firma sis

Archivado en: memoria

9 Responses

  1. Kichiaya dice:

    Vaya, este post me ha gustado mucho, por el sentimiento y por la forma en que lo has escrito. Describes muy bien el dolor. Espero que algún día, aparte de recibir, también te prestes a dar, te hará más humano y quizás ayude a olvidar.

  2. tatojimi dice:

    Quizás cuando te decidas a dar abrazos, compruebes que, son uno de los mejores cura-cicatrices que se conoce. Mucho mejor que el Betadine.
    Y quizás esa pulsera, a parte de recordarte que ya no hace daño, también consiga recordarte el daño que te hizo.
    Contar años… sabes lo de la botella medio llena o medio vacía…

    Muchos besos.
    Envueltos en abrazos.

  3. Karlief dice:

    Recientemente le he escrito un “fado” a un amigo que aparenta estar en la misma situación que tú. Mi amigo J. (curiosa coincidencia) ha quedado inmortalizado en un post. Quizá te ayude, o quizá no… pero mi egoísmo se ve consolado cuando descubro que la mierda que trago también la tragan otros muchos.
    Me hace sentirme algo más humano.

  4. Gracias por tu comentario en mi blog.

  5. adelasuma dice:

    … En Sísifo.
    Sísifo está de mudanza. Está cambiando de piel (es que la tenía un poco ahumada, pero ha dejado de fumar y los lastres se los ha llevado el humo). Imago, ya llega, sólo queda el último repechito.

    Hoy nos hemos tomado una cervecita y un té. Se reflejaba en las copas la belleza toda de su alma, hoy un poquito abollada, es verdad. Pero ya pasará. No llovió que no escampase.

    Sísifo está hecho de belleza pura, de té y de flores, de paseos por la playa y bicicletas, de libros y fados y tangos, de amistad, de amor, de muchas historias, de curiosidad. Sísifo está hecho de todas las cosas buenas del mundo. Pero a veces, se le olvida. Bueno, ya recordará. Hay tiempo.

    http://adelablog.blogspot.com/

  6. mini dice:

    bonito comentario. lo dice todo

  7. alejandro dice:

    no eres el unico, ni abrazos… y mucho menos besos…quita, quien poco me conoce es lo primero que se percata y me lo dice, pero..es que uno es asis…ademas con el tiempo, segura que te pasa igual que a mi, te dicen que das mucho cariño, y es verdad, con hechos no con simbolos.
    igual que a ti, yo, y cada vez mas, quiza sea por eso que tambien mencionas, la edad, me doy cuenta que los voy necesitando mas y mas

    bueno, para el caso, un abrazo :) y muchos mimos a taxi

  8. hairblue dice:

    Pulsera romaní? Eso no se lleva nada…

  9. Paperboat dice:

    No creo que haga falta explicar ciertas cosas que, de hecho, se adivinan en cuanto cualquiera se toma la molestia de conocerte lo más mínimo.

    De todas maneras, hay heridas que nunca dejan de cicatrizar y aunque las sientas tan vivas, supurantes y repelentes hacia el resto debes tener en cuenta de que siempre hay quienes la entienden porque tienen otras parecidas o, sencillamente, tienen otras y punto.

    En cuanto a tu comentario en mi blog, sí, efectivamente estoy como un cencerro o, tal vez, no tanto. Como las heridas, mi forma de pensamiento puede ser entendida por aquel que tiene otras formas de pensamiento parecidas o, sencillamente, formas de pensamiento y punto.

    ;)

    Un beso enorme.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Posts más leídos

A %d blogueros les gusta esto: